Un bebé dormía todas las noches con una serpiente, así están después de 11 años ¡Increíble!

Sé que al leer el titulo abriste los ojos bien grandes porque no tiene muchas cosas buenas dejar a un bebé con una serpiente solos. Pero bueno, la amistad no tiene problemas con la raza, genero ni edad y eso es lo más importante. Esta es la historia de un niño de Cambodia que se llama Uorn Sambatch y tiene un amigo bastante interesante.

Resulta ser que pequeño se hizo amigo de una pitón, es extraño y la verdad es que asusta a todo el que se acerca, pero es tan real como lo eres tú. La serpiente había llegado a la casa cuando era muy pequeña, Uorn recién tenía solo tres meses de nacido. Lo cerito es que en ese momento los padres no sabían que se trataban de una pitón por lo que no hicieron nada para maltarla.

Al contrario, la adoptaron como una mascota, le daban de comer y la cuidaban. La serpiente y el pequeño dormían juntos en la cuna, ya que ella siempre se subía para estar con él. Esta unión se fue fortaleciendo a medida que iban creciendo hasta llegar al punto en donde están hoy, él tiene 11 años y la serpiente mide más de 2 metros y pesa alrededor de 99 kilos.

Como es de esperarse muchos no están de acuerdo en que esta amistad exista, pero la madre del pequeño no tiene problemas con que ellos entablen una relación porque la serpiente desde que llego a su vida solo les ha dado muy buena suerte. Es asombroso y aunque no lo creas la pitón jamás quiso atacarlos, todo lo contrario, los cuida y mucho.

Be the first to comment on "Un bebé dormía todas las noches con una serpiente, así están después de 11 años ¡Increíble!"

Deja un comentario

Tu email no sera publicado.


*